lunes, 28 de diciembre de 2015

Y el pescado sin vender

Nacer, Crecer, Reproducirse, Morir. Introducción, Nudo, Desenlace… Entrada, Plato Principal, Postre, Fin de Fiesta. El universo tiene esta manera cíclica de sucederse, una y otra vez. El año calendario no escapa a esta fórmula, y creemos necesario allanarte el 2016, para que no te sorprenda desnudo y desprevenido a las 4:00 am. en un bar de mala muerte (ehhh… se me mezclaron las anécdotas). 

Enero
Nada que empiece con una resaca del infierno, puede terminar bien. No obstante, sé que cada uno de ustedes debe descubrirlo por sí mismo; estas líneas son solo una guía espiritual (no confundir con las otras líneas) Dicho esto, prosigamos. El primer mes del año suele parecerse al sentimiento del enamoramiento cuando conocés a “esa personita especial” (diría Lita de Lázzari), sólo que el flechazo es con nuestros propios proyectos e ideas locas de autorrealización. Es en este mes cuándo agarrás viento en la camiseta y soñás despierto con ese emprendimiento novedoso que no puede fallar (si tenés 20 años, es un hostel/bar en la playa, si tenés 30 un resto o emprendimiento de ventas por internet, si tenés 40… no sé, soy joven). 

Imaginás con ojos brillantes el momento en el que le digas a tu jefe: “Chau JuanCar, te que garúe finito, el tupper que con mal olor en la heladera era mío”. Si en cambio, estás loco de contento con tu trabajo (astronauta, médico devoto, fotógrafo de Playboy, hippie con OSDE, quemás marihuana incautada) las metas autoimpuestas pasan más por las mejoras a la calidad de vida. En esa categoría podemos incluir: dejar de fumar, comer sano, empezar actividad física, dejar el alcohol. (Aunque esta última es probable que tenga que ver con los 5 días que necesitaste para recuperarte de las fiestas; después se te pasa y volvés, en un solo llanto, corriendo a abrazar al fernet… “No volvamos a pelear, tontito”). 

Febrero 
Seguís con el mismo espíritu carpe diem de enero, sólo que te distrae un poco el tema de las vacaciones. Mucha foto en Facebook de piernas con pies adentro de la pileta, o regias selfies grupales de gente de propaganda de celular. Introspección, mi vida es una mierda, mis amigos no tienen esos abdominales, cómo hace esta turra para no tener un gramo de celulitis, de dónde sacó la guita este hachedepé para irse a Miami. Traspié. Un tropezón no es caída, llega el día en que te vas vos a Chapadmalal con tus abuelos. 

Marzo 
Viendo tus fotos en la playa, te das cuenta de que la dieta no surtió el efecto deseado, y comenzás a sospechar que tenés duendes en la heladera rociando con grasas trans todos tus productos light. Después de revisar las cámaras con visión nocturna que instalaste, caés en la cuenta de que el problema es otro. Quizás tenés una rarísima enfermedad hormonal, que hace que te engorden las ensaladas… Es eso o los combos agrandados que te clavaste en la costa. Nunca lo sabremos. Estos temores te alejan un poco de los planes de soberanía laboral. Retrocede 2 casilleros. 

Abril
Te hiperventilás cuando te das cuenta de que ya casi pasó un tercio del año, y lo único que hiciste por tus proyectos es escribir un MASTERPLAN en una servilleta manchada con helado de crema del cielo. 
Tiene 3 pasos: 
1) Sacar un préstamo 
2) Pintar una pared del restobarhostel de aguamarina 
3) Éxito

 Decidís que necesitas pulirlo un poco más. 

Mayo 
Crisis. Si todavía vas a la facultad, la querés abandonar. Si tenés hijos, los querés abandonar. Si tenés hambre, querés zambullirte en una pileta de hamburguesas completas y terminar con esta farsa. Pero el universo es sabio, y en una noche de Netflix te recomienda el documental de Mark Zuckerberg. Renovás energías, y decidís pasar a un cuaderno los conceptos de la servilleta de heladería. 

Junio/Julio/Agosto 
Winter is coming. La solución sería hibernar hasta nuevo aviso, pero los genios de la historia de la Humanidad no la pensaron bien. Te angustiás al experimentar falta de deseo de tomar cerveza y, en venganza, decidís estornudarle encima a los del colectivo. (nota mental: creo que entendí el punto del psicólogo, cuando me dijo que debía dejar de culpar a los demás por mis desgracias. Mmmm… Le enviaré una nota de disculpas y un florero nuevo) 

Septiembre 
¿A quién no le cae bien la primavera? (a los alérgicos) Hasta puedo imaginarme a Hitler oliendo un jazmín mientras trata de electrocutar un cachorrito (subenestrujen). Pululan buenas vibras, aires de cambio y polen, todo renace, florece, la gente sonríe, hay solcito, vuelven los after office. Momento Kodak. Tu humor se acopla a ello y te pones las pilas con tus iniciativas en pausa. 

Octubre
Es todo risas hasta que a tu pareja: 

a) Si tenés esposa: se le ocurre redecorar toda la casa: “Gordo, ¿Qué te parece pintar una pared de color obispo?” Vos, discapacitado cromático, flasheás mural al óleo del Papa Francisco en sus comienzos. “¿Qué onda esssssta, con el delirio místico?” Comenzás a odiarla en secreto. 

 b) Si tenés marido: “Gorda, se me ocurrió construir una parrilla en el fondo, pero de 2 metros de largo así puedo hacer asado con todos los pibes de fútbol” Vos, horrorizada por tanto huevo junto en tu casa, apelás a las finanzas, pero él, que siempre tiene la solución, contesta: “Olvidate, no gastamos un mango. Tarjeteamos materiales y la construyo yo, si es una boludez…. Los gastos domésticos te tienen prisionero/a. Proyecto “Fuck the system” se pospone. 

Tu sueño hecho añicos



Noviembre 
En un fútil intento de recuperar el tiempo perdido, te anotás en el gimnasio y hacés la dieta del Dr. Cha Mu Shong. Querés hacer todo rápido, igual que en los últimos 5 minutos de los exámenes de la facultad… Resultado: Terminás deshidratado y con lumbalgia el resto del mes. Desde la cama de la guardia, mirás ideas en internet para tu superproyecto. Te bajoneás al darte cuenta de que alguien ya desarrolló tu idea pero con mucha más onda. Subsiguientemente, te clavás medio kilo de helado y lo ponés en la lista de archienemigos. 

Genio



Diciembre 
El mes del Infierno. Reuniones de “despedida de año” sin fin, con gente que no ves desde la despedida del año anterior. Tu madre con la camisa manchada de vittel toné. Calor nivel Mejillas sudadas. Alcohol y comida en límites que rayan la insalubridad. Navidad, que dónde lo pasamos, que quién trae la ensalada rusa, que quién es el rata de mi amigo invisible, “Felisa me muero”… y símiles. La frutilla del postre del horror: El ya trillado balance. (Ni te gastes en hacer la cuenta, así a ojo nomás, ya quedaste en rojo) Soldado que huye sirve para otra batalla, admitís la derrota y brindas, silbando bajito pero con todas las esperanzas de pegarla el año que viene. 

 PD: No lo olviden:

Y vos perdiendo el tiempo leyendo acá

@Demuza

miércoles, 23 de diciembre de 2015

15 ideas millonarias para hacerte rico

Todos sabemos que tenés talento de sobra pero te falta ese golpecito de suerte que en cualquier momento vendrá, está al caer. Es por ello que Wikiargentos te acerca las mejores ideas millonarias que encontramos especialmente para ti: 

1) Perfume con olor a asado para maridos infieles
2) Impresora 3D de Big Macs
3) Niños inflables para sacerdotes
4) Una app que te recuerde diariamente levantar la vista de tu smartphone
5) Juegos de tres canillas en toda la casa. Agua fría, agua caliente y cerveza



Funda para cerveza, un invento buena onda

6) Microondas de frío para la cerveza
7) Valijas que te busquen a vos cuando bajás del avión.
8) Drone sicario
9) Pájaro stalker

$3 la estirada, el secreto de cobrarlo todo


10) Caramelos marca "moneda"
11) Smart TVs que sean inteligentes de verdad y exploten cuando ponés Intrusos o aparece el pastor Evandro
12) Anteojos con luz de LED para bizcos, que le indiquen al que está en frente a qué ojo mirar.
13) Un filtro en Instagram que te oculte los cuernos
14) App para mujeres que les avise cuando se le asoman los tegobis
15) Cerrar sesión

@wikiargentos


martes, 22 de diciembre de 2015

El Tiempo es un maní

En mis épocas de estudiante tuve un profesor de economía que un día dijo una frase que me cambió para siempre: "El tiempo es dinero", como dijeran los Les Luthiers: "Time is money" (el tiempo es un maní).

A partir de ahí comencé una loca aventura (de loco que soy nomas), una aventura peligrosa, la de monetizar el tiempo.

Supongamos que tengo un sueldo de $10.000 mensuales, al trabajar 20 días, 8 horas por día, estaría ganando algo así como $62 la hora de trabajo, más menos $1 x minuto.

Un peso por minuto, parece mucho, otro día les hago el cálculo del minuto de Messi pero otro día dije, shh ehh, silencio.

Al ganar $1 el minuto de mi trabajo, se me ocurrió una fugaz pero brillante idea, cobrarle $1 a cada hijo de puta que me haga perder un minuto de mi vida.

Por ejemplo:

1) Perdiste el subte porque un gordo se te metió empujando y quedaste afuera, $10 clin caja.
2) El bondi viene demorado 20 minutos, son $20, subís gratis +  1 pasaje free.
3) El médico te da turno a las 18:30 y te termina atendiendo a las 20:45 porque "viene un poquito atrasado", bueno son $135 papu, poniendo estaba la gansa.
4) Saliste 2 meses con un pibe/una chica y te abandonó sin razon? ok, son 20 lucas, pero tranqui, pagalo con sexo si querés.
5) Te llaman y te dicen "Te robo un minuto", no, pagalo si lo querés, un pesito estamos cobrando ameo.
6) Tu equipo gana 1 a 0, el árbitro adiciona 4 minutos y te empatan. Multipliquemos.

Por eso existen los coleros, esos héroes que hacen la cola por vos, porque en realidad no es un trabajo ser colero, ellos cobran por el tiempo que te hacen ahorrar.

Podría seguir con posibles juicios interminables a empresas como Windows, que con su relojito de arena te roba centavo a centavo descaradamente, hasta que tu carreta se digne a cargar una fotito de 15 megas.

A veces extraño a los televisores viejos, apuntabas con el control remoto, pum! cambiabas de canal automáticamente, ahora con los nuevos leds y smarts apretás el botón y un enano de adentro del tv corre para acá y para allá activando perillas para mostrarte el siguiente canal 2 segundos después. Involución, acidez estomacal.

Lógica de políticos en campaña


Los autos más rápidos son mas caros, los transportes públicos más rápidos son más caros, querés que te apuren un trámite, genial, pagando un sellado lo tenés en el acto. Es así con todo, vivimos comprando tiempo, pagando por cosas para ahorrarlo, para sentirnos más felices. Es tiempo de una revolución, basta de ladrones de tiempo, porque el tiempo no es tan maní.


Cuando la cola rápida es más lenta que nadar en yogur y la normal es más lenta que patada de astronauta


Podemos aseverar que estas dos personas, en parte, son felices:

a) No tengo dinero pero al menos tengo tiempo
b) No tengo tiempo pero al menos tengo dinero

Después estás vos, que no tenés tiempo, no tenés dinero y encima no llegaste en forma al verano. 

Y sí, necesitabas más tiempo.


@wikiargentos

lunes, 21 de diciembre de 2015

Whatsapp y sustancia

Es privado, es rápido, es gratis, anda bien. En principio son muchos los beneficios para habernos metido en el mundo Whatsapp allá por 2010 donde nació esta nueva revolución de la comunicación. Pero no todo es maravilloso en este loco mundo de la mensajería instantánea móvil.

La whasapi señal


El WA como se lo nombra popularmente (no confundir con WA con WA que es Wikiargentos), es una especie de kohinoor que atrae a todos y centrifuga hasta llevarse consigo hasta la última gota de nuestro tiempo, es lo último que vemos antes de dormir, lo primero que revisamos al levantarnos, es maravilloso pero a la vez perverso y acá te explicamos por qué.


Tilde y doble check

Acá se dirime la 4ta guerra mundial, es más peligrosa que Oriente Medio. Ocultar tu última conexión o la confirmación de recepción ha roto más parejas que la China Suárez.
Esto rompe parejas, así que firmar un acuerdo al comenzar la relación no estaría nada mal.

El fernet y la coca, el vino y la soda, el pirata y ocultar la conexión


Los grupos

Las cadenas de emails, tenían fecha de vencimiento, desde que Google decidió agrupar las conversaciones de  los mails y confundirnos a todos, Whatsapp ganó terreno armando grupos conspirativos.

Porque son para eso, para conspirar.

La lógica es la siguiente:
1) Se arma un grupo
2) Discusión
3) Volantazo
4) Un par se caen del colectivo
5) Se arma subgrupo
6) Vuelta al paso 1


Administración y poder

Administrar un grupo de WA se ha transformado en una semilla de poder. Toda la frustración de no poder gobernar a tu señora la descargás añadiendo y eliminando gente de un grupo. Está estudiado.


Distintos actores dentro de los grupos de WA

a) El intenso: mete buen día a las 8:00 de un domingo, manda chistes de "el viejo garca", y de "me lo dijo un forro" (todos choreos de Twitter), videitos de bloopers, linkea tweets, fotos de los sobrinos. El miércoles ya quiere organizarnos el fin de semana.
Mátenlo.

b) El jajajeador: le da fiaca leer los 100 mensajes pendientes, entonces entra tira un JAJAJA y se va por dos días y así sucesivamente, quiere pertenecer pero el grupo le parece un rejunte de idiotas.
Expulsión.

c) El espía: no escribe, no participa, no saluda, no nada, pero LEE INTENSAMENTE TODOS LOS MENSAJES. Ojo con estos talibanes de la mensajería.
Block preventivo.

d) El porno: vive mandando fotos y videos porno, le causan gracia en vez de excitación, otra cosa que hacen estos hijos de puta, es mandarte un video de un flaco haciendo jueguito y de repente te sorprende un potente gemido de Sasha Grey.
Bala y fuego a discreción.

e) El influenciable: no contestan invitaciones ni dan opiniones hasta que la mayoría conteste, especulan, no arriesgan, son los mismos que no le sacan la bolsa a los asientos del Gol Power 2007.

f) El sensible: todo lo ofende, es sensible, hay que cuidarse de él como de hacerse pis en la cama, generalmente suele abandonar los grupos ante la primer violada psicológica que le propinen. Luego pide que lo vuelvan a agregar. Síndrome de Estocolmo se llama eso.


Los grupos de padres de nenes de la escuela.

Si instalás el CM Security te los detecta como virus, no sólo son nocivos sino que rompen familias. Su función principal es conspirar contra la maestra que está más buena que el mail del aguinaldo.
Salirse es salud.


Recomendaciones de Wikiargentos

a) Mutear todos los grupos, todos.
b) Si hay más de 50 mensajes sin leer, vaciar todos los chats.
c) Si tu pareja o amigo te hace planteo por el doble check ("Ay me clavaste el visto!") lo mejor que ud. puede hacer es enviar un sicario. Se consiguen muy buenos por 5 lucas, tratar por privado.
d) Si alguien no participa de un grupo por más de 15 días debe ser eliminado sin explicación alguna.
c) Si nada de esto funciona, vender el teléfono y volver al Nokia 1100



 @wikiargentos



domingo, 20 de diciembre de 2015

La razón que nos demora

Los grandes pensadores definen a la raza humana como la única especie con el don de la Razón. A simple vista, este concepto parece obvio, indiscutible, absoluto: Las matemáticas, la electricidad, las pirámides egipcias, la minipymer, los pitucones. Todas ellas maravillas nacidas de la incansable motivación del hombre hacia la evolución y la resolución de sus más profundas necesidades, por medio de la razón.

No obstante, si hay algo que nos define en  Wikiargentos, es el cuestionamiento de nuestros paradigmas. Bajo la colorida careta de “Escribamos giladas no matter what”, nuestro impulso verdadero y subyacente es el de repensarnos, romper moldes.

Rompé Pepe



Por ello hoy, ante la multitud que nos vuelve a leer una vez más, desenmascararemos (conjúguenlo con “vosotros” y se les mueren 3000 neuronas) esta fachada de “ser pensante” del humano ilógico de nuestros días.

Prueba N° 1

Hace casi 50 años, nacía internet, uno de los grandes inventos de la era contemporánea. Por medio de ella podemos contactarnos con un esquimal con wifi en el Polo Norte, ver ao vivo una cámara de seguridad hackeada del vestuario del gimnasio (estequemmm… es joda…), o por qué no, reencontrarte con el primo segundo que se fue a juntar naranjas a Australia, el cual tuitea minuto a minuto desde la bolsa marsupial de un canguro secuestrador de primos segundos. ÉXITO. 

Yo pensé que esto nos resolvía todo. Pero NO. Acá viene el humano ilógico que sigue viajando desde el conurbano al microcentro todos los días, yendo a paso de hombre (pero adentro de un auto) a sentarse EN UNA PC CONECTADA A INTERNET todo el día, a hacer las mismas cosas que haría en su PC de SU casa (Facebook, mates, PampitaGate, Facebook, mates, y así)…MADNESS. Solo con  ahorrarnos el peaje de la autopista podríamos apadrinar a MABUNGA en África y terminar con el hambre en el mundo. ASÍ DE FÁCIL. Pero no, el humano ilógico es así. Chicos, me pone mal.

Prueba N° 2

El mandato de la actividad física con fines estéticos es cada vez más fuerte. No entraremos a debatir las modas ridículas que van apareciendo y desapareciendo para darle lugar a otras modas ridículas a la velocidad de la pus (del grano explotado al espejo del baño en milisegundos), porque sería tonto y queremos diferenciarnos de ustedes.
En fin, se suscitan algunas sucesiones de hechos inexplicables, tales como: El humano ilógico “A”, subiéndose a su automóvil “B”, manejando sentado y acumulando grasas gluteales “C” por 20 cuadras, bájase del automóvil, entra al lugar edilicio destinado a actividad física con fines estéticos llamado “gimnasio” y súbese a una máquina a correr denominada “cinta” para “calentar los músculos” por 2 km. 

MUERO. Ni me voy a gastar en seguir explicándolo.

PD: Lo de “A”,  “B” y “C” era para hacerlos prestar atención. Otro artilugio de Mauro Viale. Ídolo de las masas finas.

Prueba N° 3
El método científico es el rockstar de la banda de la razón. No les vamos a explicar lo que es, si no lo saben cierren todo, dennos unfollow y váyanse a ver Showmatch. (Mentira, quiérannos, nuestra autoestima es más frágil que una cascara de huevo). Ahora bien, todos coincidimos en que lógicamente, si observamos un mismo fenómeno ocurrir de la misma forma una gran cantidad de veces, concluimos en que siempre ocurrirá de esa manera. 

- ¿Verdad? 
- Sí, Señor Profesor. 
- Muy bien.

Entonces, quieren decirme por qué atesoramos en el ropero infinidad de pantalones que ya no nos entran? “Ay, este jean clarito no me cierra ni con una orden de clausura, pero "... por las dudas...si adelgazo… Si la dieta hace efecto…. Si tengo un accidente y me cortan una gamba…” 

No chicos. Regálenselo al pequeño Mabunga. Un caso parecido es el “seguro se vuelve a poner de moda” Y así siguen, colgando ansiosas en el guardarropas, esperando volver a los 15 minutos de fama, las camisas hawaianas. Lloran Lilo y Stich.

Prueba N° 4

Kim Kardashian.

Prueba N° 5

Una vez tuve un jefe que no contrataba mujeres porque “se embarazan” y faltan. Esa frase me empujó a analizar, primero, si había venido en una cápsula desde Kriptón o si lo del repollo era posta y me lo re creí durante 30 años, y en segundo lugar, qué habría en esa loca cabecita, cuál era el razonamiento que priorizaba la importancia del trabajo por sobre la crianza de los hijos… Me di cuenta de que no era más que un síntoma de nuestra especie, sociedad, manada, comunidad COTO, como quieras llamarlo: La falta total de lógica previsora. Alguien quiere pensar en los niños?!?! Ese pequeño infante desatendido, criado por tu madre o tu suegra o una adolescente de 19 ahorrando para los tragos del sábado, mientras vos, madre/padre estás en un embotellamiento, será quien el día de mañana deba frenar en la senda peatonal cuando pases queriendo cruzar hecho un viejo decrépito en bastón y boina con humedad. Será el que tenga que darte el asiento en el bondi para no salir despedido por el parabrisas. Será el capo sudoroso de la brigada antibombas que tenga que elegir entre el cable rojo o el verde cuando ISIS se entere de que en el Alto Palermo hay pibes con la barba del Ayatola. TEMO.

A las pruebas me remito: No puede ser resultado del uso de la razón, este mundo vertiginoso en donde todos y todas tienen cara de culo. En donde nos esforzamos trabajando para luego gastarnos el sueldo en un kilo de tomates cherry que crecen en el fondo de casa. Un mundo donde se ponen de moda los perros como accesorios y las publicaciones compartidas de refugios de perros. Un mundo mitad selfies con trompitas mitad “Rápido Alí, que nos bombardean el rancho”. Ser ilógico es humano, pero rescatáte Ryan.
Ryan en La Balandra


Demuza, la grande.